Por sí mismos, SPF y DKIM pueden asociar un correo electrónico con un dominio. DMARC intenta vincular los resultados de SPF y DKIM al contenido del correo electrónico, específicamente al dominio que se encuentra en el encabezado «De:» de un correo electrónico. El dominio que se encuentra en el encabezado «De:» de un correo electrónico es la entidad que unea todos los procesos de DMARC.

Dado que cualquiera puede comprar un dominio y poner en marcha SPF y DKIM (incluidos los delincuentes), los resultados del procesamiento de SPF y DKIM tienen que estar relacionados con el dominio que se encuentra en el encabezado «De:» para ser relevantes para DMARC. Este concepto se conoce como Alineación de Identificadores.

La alineación de identificadores es la forma en que las tecnologías de autenticación de correo electrónico existentes se hacen relevantes para el contenido de un correo electrónico. Conseguir alinear los identificadores termina siendo una gran parte del trabajo de despliegue de DMARC.

¿Están alineados sus identificadores SPF y DKIM?

Cuando se envía el correo electrónico, el dominio «De» contiene el nombre de dominio después de la @ dentro de la dirección de correo electrónico. Su firma DKIM también debe contener el mismo nombre de dominio incorporado en la cadena de claves. Si coinciden, entonces se alinearán. Lograr alinear SPF y DKIM significa que su correo electrónico pasará la verificación DMARC.

Configuración de fuentes de terceros

Las fuentes de terceros (por ejemplo, SendGrid, Amazon SES, Salesforce, etc.) a menudo utilizan su espacio de nombres de dominio para hacer pasar SPF y DKIM. Configurar estas fuentes de terceros para utilizar su propio espacio de nombres de dominio conducirá a la alineación. Cada fuente de terceros tiene diferentes capacidades en esta área. dmarcian ha catalogado y detallado más de 400 fuentes de terceros, sus capacidades e instrucciones sobre cómo ajustar las configuraciones relacionadas.